Alergias en Otoño, ¿por qué?

En verano, muchos de los síntomas de la alergia mejoran o incluso desaparecen debido a que nos solemos ir de vacaciones a zonas costeras, donde no hay tanta humedad y las temperaturas son más altas. Este es el caso, por ejemplo, de la rinitis alérgica, una de las alergias en Otoño más frecuente y molesta.

alergias-en-otoño

 

Aunque pensamos que la época en la que aparecen más síntomas de la alergia es la primavera, en otoño millones de personas sufren un empeoramiento de su sintomatología alérgica.

EL POR QUÉ DE LA ALERGIA OTOÑAL

alergias-otoño

Existen varias causas que explican por qué hay alergias en otoño:

  • La bajada de las temperaturas: debido al frío que trae consigo el otoño, usamos más la calefacción en nuestros hogares y ventilamos menos. Si le sumamos la humedad ambiental, nos encontramos ante la situación perfecta para el desarrollo de los ácaros del polvo.
  • Enfermedades víricas otoñales: los virus, además de ser la causa de enfermedades comunes de esta estación, activan los efectos de las alergias en otoño y agravan sus síntomas.
  • La vuelta al cole: recientemente ya hemos hablado sobre las 5 enfermedades más comunes en la vuelta al cole. El asistir a cumpleaños, compartir comida con los compañeros o alimentarse en los comedores escolares, son algunas de las situaciones de máxima exposición a alérgenos, y sí, también forman parte de esas alergias en Otoño que afectan a niños, adolescentes y mayores.
  • El moho: el aumento de la humedad ambiental facilita su aparición y esta sustancia es muy problemática para los alérgicos.
  • El aparcamiento de la medicación: en verano, como los síntomas desaparecen, nos sentimos mejor y le dedicamos más tiempo al ocio, podemos olvidar tomar la medicación necesaria provocando que en otoño los síntomas vuelvan de una manera más drástica.

¿CUÁLES SON LAS ALERGIAS MÁS TÍPICAS DEL OTOÑO?

Aunque son típicas del otoño el asma, las alergias alimentarias, las alergias a mascotas y la dermatitis atópica, destaca sobre todas ellas la rinitis alérgica.

La rinitis alérgica es una enfermedad inflamatoria de la mucosa nasal provocada por una respuesta inmunológica tras la exposición a un alérgeno sobre las membranas que recubren las fosas nasales.

alergia-otoño-rinitisCuando este tipo de alergia respiratoria viene acompañada de conjuntivitis cuyos síntomas son picor, escozor, enrojecimiento y lagrimeo, hablamos entonces de rinoconjuntivitis alérgica. Debemos diferenciar este tipo de rinitis con las de tipo infeccioso o catarral, causadas generalmente por distintos tipos de virus.

Por otra parte, cuando la rinitis alérgica se complica o se solapa con un proceso infeccioso, afectando a los senos paranasales, hablamos, entonces, de rinosinusitis.

¿CÓMO PODEMOS PREVENIR LAS ALERGIAS EN OTOÑO?

Para prevenir las alergias en Otoño debemos seguir y poner en práctica los siguientes consejos de nuestros médicos especialistas:

  • Es muy importante ventilar las habitaciones de 5 a 10 minutos diarios.
  • Utilizar de manera moderada la calefacción.
  • Aspirar las alfombras o moquetas con frecuencia.
  • Utilizar deshumificadores.
  • Evitar los peluches en las habitaciones de los niños.
  • Evitar que las mascotas suban a la cama.
  • Evitar fumar en interiores.
  • No acumular ropa mojada.

Para diagnosticar cualquier tipo de alergia y poner en marcha un tratamiento, es fundamental visitar a un médico profesional y experimentado. En nuestra clínica de Bilbao contamos con una unidad especializada en rinología que se ocupa de las enfermedades de la nariz incluidas las alergias respiratorias y las rinosinusitis.

medicos-alergias-bilbao

Si tienes alguna duda, déjanosla en el cajón de  COMENTARIOS, uno de nuestros médicos otorrinos especialista te dará su consejo sobre las alergias en Otoño o cualquier otro tema. Y si te ha gustado lo que has leído y te parece interesante, no dejes de valorarlo con 5 estrellas, es importante para todos.

banner-votanos

Las 5 enfermedades más comunes en la vuelta al cole

Los niños empiezan al cole o a la guardería y esto duplica las posibilidades de contraer alguna de las enfermedades más comunes. Tanto los colegios como las guarderías, son importantes focos de contagio, ya que allí, nuestros hijos conviven con otros niños a diario y el contagio se vuelve inevitable.

enfermedades-mas-comunes-colegios-guarderias

¿Cuáles son las 5 enfermedades más comunes que afectan a nuestros hijos en la vuelta al cole?

Las enfermedades más comunes que afectan a nuestros hijos en la vuelta al cole son los resfriados, la otitis, amigdalitis, laringitis y faringitis, entre otras, todas ellas tienen un tratamiento concreto, la dificultad está en identificar el foco y anularlo, por eso es importante entender lo que cada una de estas enfermedades más comunes que afectan a nuestros hijos en otoño puede acarrear a la salud de nuestros niños, y tomar la decisión correcta asesorados siempre por un médico especialista.

Otras noticias relacionadas que te pueden interesar

Otitis infantil, se trata de nuestros niños

La pérdida de audición en los niños condiciona su desarrollo

Estas son las enfermedades más comunes en otoño:

  • Los resfriados: sus síntomas más característicos son la fiebre, la tos, mocos, vómitos…Sus causas son diversas variedades de virus y se suele contagiar a través del aire y cuando tocamos una superficie contaminada.
  • La otitis: como ya os hemos explicado en entradas anteriores, la otitis infantil se produce por la entrada de bacterias procedentes de la nariz o de la garganta en el oído medio. Sus síntomas son el dolor de oídos, fiebre y malestar general, y en el caso de los bebés, puede provocar náuseas, vómitos, diarreas, inapetencia y alteración del sueño.
  • Amigdalitis: existen amigdalitis víricas y bacterianas. Se contagia a través del aire y sus principales síntomas son un fuerte dolor de garganta y rojez en las amígdalas que pueden aparecer cubiertas de placas blanquecinas. También produce mal aliento y si la infección llega hasta la laringe, puede producir afonía. Ya os hemos hablado de ella aquí.
  • Laringitis: es la inflamación de la parte baja de la garganta que afecta a las cuerdas vocales. El primer síntoma es la afonía o ronquera acompañada de dolor de garganta y a veces de tos muy escandalosa. Además puede producir ahogo. Lo podemos notar cuando el niño al respirar produce un ruido muy ronco.
  • Faringitis: consiste en la inflamación de la faringe, situada en la garganta. Normalmente se trata de una enfermedad de origen vírico aunque existen algunos casos de origen bacteriano. Sus síntomas son el dolor de garganta, secreción nasal espesa o con sangre y fiebre. También puede presentar tos, malestar general, sequedad en la garganta, falta de apetito y dolor de estómago.

¿Cómo podemos prevenirlas?

A menudo, evitar que nuestro hijo se contagie de alguna de estas enfermedades más comunes resulta imposible. Sin embargo, existen ciertas medidas que nos ayudarán a intentar prevenir el contagio y su extensión, estas son algunas de ellas:

menus-colegios-guarderias-hijos

  • Una correcta alimentación: una alimentación sana, variada y nutritiva ayuda a fortalecer las defensas naturales del cuerpo para enfrentar las agresiones externas. La alimentación de nuestros hijos debe basarse en las verduras, las frutas, los lácteos, los cereales, las legumbres, las carnes blancas y el pescado. Su dieta debe ser rica en minerales y vitaminas, sobre todo del grupo C, B1, B6 y D, ya que están en pleno crecimiento.
  • Estar al día con el calendario vacunal: en el calendario de vacunación aparecen todas las vacunas que debemos poner a nuestros hijos en la infancia y las fechas en las que debemos hacerlo. Vacunarse salva vidas y previene enfermedades.
  • Dormir bien: los niños necesitan dormir más horas que un adulto. No solo para descansar sino para mejorar su sistema inmunitario y mejorar su capacidad de aprendizaje y de atención.
  • Higiene: lavarse las manos varias veces al día, taparse la boca al toser o la nariz al estornudar y enseñarles a no meter nada en la boca, son medidas fundamentales a la hora de prevenir enfermedades. Además, debemos contribuir a evitar el contagio no llevando a nuestros hijos al colegio si están enfermos.

ENFERMEDADES-MAS-COMUNES-NIÑOS-VUELTA-AL-COLE

¿Funcionan los audífonos para la hipoacusia?

Hoy estamos aquí para desmitificar un tema que arrastra mala fama desde hace años en nuestra sociedad. A lo largo de esta líneas os contaremos cuál es nuestra opinión sobre el uso de los audífonos y lo importante que son para las personas que sufren problemas de hipoacusia o pérdida de audición.

video-problemas-audicion-con-audifonos-cio-bilbao

DUDAS SOBRE LA HIPOACUSIA

Antes de hablar sobre los audífonos y todo lo que rodea a la mala leyenda sobre su uso, vamos a resolver algunas dudas sobre la pérdida de audición que provocará la decisión de utilizar audífono o no.

¿Qué es la hipoacusia? 

El significado de hipoacusia, explicado brevemente y de manera entendible, es la disminución de la capacidad de audición.


¿Qué tipos de hipoacusia existen? ¿A qué parte del oído afectan?

hipoacusia-cio-bilbao-tipos

  • Hipoacusia neurosensorial: se produce por problemas en la cóclea del oído interno y algunas veces en el nervio auditivo
  • Hipoacusia conductiva: la lesión se localiza en el oído medio o externo
  • Hipoacusia mixta: se produce cuando se dan a la vez los dos tipos de hipoacusia anteriores

¿Cuanta pérdida de audición se necesita para poner audífono?

hipoacusia-cio-bilbao-audifonosEl audífono es la solución para cuando tenemos algún problema de hipoacusia neurosensorial, ya que éste es, a día de hoy, un problema que no se logra recuperar ni con medicación ni con cirugía.

Cada caso se estudia de manera personalizada ya que, la recomendación de utilizar un audífono no va en función de la cantidad de pérdida de audición, si no de la persona que tenga el problema y el tipo de vida que lleve.

¿DE DÓNDE VIENE LA MALA FAMA DEL AUDÍFONO?

Mucha gente no confía en el buen funcionamiento de los audífonos, pero lo cierto es que la tecnología ha evolucionado tanto que debemos cambiar esa visión negativa sobre estos aparatos y aceptar que son bastante beneficiosos para las personas que padecen problemas de sordera. Hay que pensar que si, por ejemplo, para un problema de visión se ponen gafas, ¿por qué para un problema de audición no se va a poner un audífono?

A continuación os resolveremos algunas dudas sobre los audífonos que harán que cambiéis de opinión con respecto a estos aparatos tecnológicos:

Evolución de los audífonos. El fin de su mala fama.

audifono-antiguo-cio-bilbaoLos primeros audífonos que existieron eran simplemente meros altavoces, es decir, cogían todo el ruido ambiente y lo amplificaban. El problema es que cuando tenemos una pérdida de audición, no perdemos igual en cada una de las distintas frecuencias y estudiando cada caso de manera individual, nos encontramos con gente que tiene pérdidas en las frecuencias de agudos pero en las frecuencias graves tiene una audición casi normal y otras personas pueden tener problemas solo en los sonidos intermedios.

Antiguamente lo que sucedía es que si el audífono funcionaba como un amplificador, se escuchaba bien lo que se oía mal, pero los sonidos que se oían bien nos molestaban.


Tecnología mejorada para los audífonos

La tecnología ha avanzado en todos los campos y en este que nos ocupa no ha sido menos. Aparatos mucho más pequeños y con estética casi imperceptible hacen que la persona que lo lleva se sienta mucho más cómoda de  cara a la sociedad.aparato-auditivo-cio-bilbao

En cuanto a la parte técnica, han incorporado a estos aparatos un filtro que hace que las distintas frecuencias se desgranen y se amplifiquen solo en la medida que necesitamos.

Por eso es muy importante elegir muy bien dónde se pone el audífono y escoger también muy bien al audioprotesista, con el que tendrás que realizar un trabajo inical de adaptación del aparato auditivo a los tipos de ruido que te molestan y los que no. Este profesional adaptará el espectro de sonidos que el audífono va a amplificar, para que lo haga en la medida de nuestras necesidades.


¿Qué son y por qué se producen los pitidos del audífono?

Hay veces que se escuchan pitidos en el audífono debido a que tenemos algún problema dentro del conducto. Las causas suelen ser simplemente que hay algo de cera que está contactando con el audífono o que se nos haya producido una infección de oído. En estos casos hay que acudir o bien a la tienda donde se haya comprado el audífono o bien al otorrino en el caso de problema médico.


Cosas a tener en cuenta si usamos audífono por primera vez

Cuando se usa un audífono por primera vez, a parte de estar en contacto con nuestro audioprotesista para adaptar el aparato auditivo a nuestras necesidades, hay que saber, que el uso de audífono puede hacer que produzcamos más cera en el oído. Por eso es importante acudir periódicamente al otorrino para que nos haga las revisiones auditivas necesarias y si es necesario, la limpieza de los tapones en los oídos.

RECOMENDACIÓN DEL OTORRINO

perdida-audicion-cio-bilbao

Desde CIO Bilbao recomendamos el uso de los audífonos cuando existe algún problema de sordera y eso hace que el día a día del paciente se vea condicionado.

El utilizar este tipo de aparatos va a hacer que llevemos una vida normal, que no nos sintamos aislados  de las personas que nos rodean y de esta forma podamos estar a gusto en cualquier situación, bien sea con la familia, con los amigos, en el trabajo, en restaurantes o en cualquier circunstancia de nuestra vida cotidiana.

Hay que olvidar la mala fama que rodea a este tipo de aparatos y tener una visión positiva sobre ellos porque está comprobado que el uso del audífono ayuda y mejora mucho la calidad de vida.

Os dejamos a continuación el vídeo del doctor Nicolás Meana donde nos aclara su visión del uso de los audífonos y en qué situaciones se utiliza:


MÁS TEMAS DE INTERÉS:

tapon-oidos-cio-bilbaosordera-social-cio-bilbao